Guía del estudiante sobre préstamos universitarios

Muchos estudiantes solicitan préstamos para ayudar a pagar la universidad. Esta guía en profundidad examina los mejores préstamos estudiantiles que puedes obtener y cómo solicitarlos.

portrait of Staff Writers
by Staff Writers

Updated November 8, 2022

Reviewed by Mary Louis

Our Review Network

BestColleges is committed to delivering content that is objective and accurate. We have built a network of industry professionals across healthcare and education to review our content and ensure we are providing the best information to our readers.

With their first-hand industry experience, our reviewers provide an extra step in our editing process. These experts:

  • Suggest changes to inaccurate or misleading information.
  • Provide specific, corrective feedback.
  • Identify critical information that writers may have missed.

Our growing Review Network currently consists of professionals in fields like business, nursing, social work, and other subject-specific industries; professionals in higher education areas such as college counseling and financial aid; and anti-bias reviewers.

Reviewers typically work full time in their industry profession and review content for BestColleges as a side project. Our reviewers are members of the Red Ventures Education Freelance Review Network and are paid for their contributions.

See a full list of our Review Network contributors.

Edited by Hannah Muniz
Share this Article
Guía del estudiante sobre préstamos universitarios
Image Credit: designer491 / iStock / Getty Images Plus


Click here to read this guide in English

Junto con las becas y las subvenciones, son una de las principales formas en que la gente financia su educación en la universidad. Sin embargo, a diferencia de los primeros, los préstamos deben ser pagados, por lo general, con intereses.

Por lo general, los estudiantes toman préstamos después deagotar las otras opciones de financiamiento. Antes de pedir un préstamo universitario, asegúrate de tener en cuenta diversos factores, como la tasa de interés del préstamo y su posible impacto a largo plazo en tu puntaje de crédito y presupuesto.

En esta guía, cubrimos los principios básicos de los préstamos estudiantiles, incluyendo qué tipos de préstamos existen, cómo solicitar un préstamo y los procesos de pago y aplazamiento del préstamo estudiantil.

¿Cómo funcionan los préstamos estudiantiles?

Un préstamo universitario es similar a un préstamo para un automóvil o una vivienda, en el sentido de que comparas tus opciones de préstamo antes de firmar un contrato. A continuación, recibirás fondos que puedes destinar a gastos educativos como matrícula, vivienda, libros de texto y tasas universitarias.

En muchos casos, no estás obligado a empezar a pagar los préstamos estudiantiles hasta después de graduarte. Esto te permite concentrarte en tus estudios en lugar de preocuparte por los pagos.

Los mejores préstamos estudiantiles para la universidad cuentan con tasas de interés bajas. Esto significa que puedes devolver más del capital, o el monto original del préstamo, cada vez que realices un pago.

Muchos préstamos estudiantiles implican un proceso de solicitud simple. Para préstamos federales, por ejemplo, simplemente presenta la FAFSA. Algunas solicitudes de préstamo solicitan un codeudor, por lo general, un padre o tutor.

Préstamos estudiantiles federales vs. privados: ¿En qué se diferencian?

Los préstamos privados y federales para la universidad pueden ayudarte a pagar por tus estudios. Dicho esto, es importante entender las diferencias entre ambos.

Los préstamos federales para estudiantes, por lo general, ofrecen tasas de interés más bajas. Además, algunos tipos de préstamos federales no cobran intereses hasta después de que te gradúas. Sin embargo, el gobierno limita la cantidad de dinero que puedes pedir prestado cada año.

En cuanto a los préstamos estudiantiles privados, cada prestamista tiene un límite de préstamo único. En promedio, este límite proporciona más fondos para los estudiantes que los préstamos universitarios federales. Sin embargo, debido a que estos prestamistas asumen más riesgo al prestar mayores cantidades de dinero a los estudiantes, normalmente cobran tasas de interés más altas que el gobierno federal.

¿Qué tipos de préstamos estudiantiles existen?

Dependiendo de tu situación financiera, es posible que estés considerando una combinación de préstamos federales y privados para la universidad. A continuación, presentamos los cinco tipos principales de préstamos estudiantiles para la universidad y quién reúne los requisitos para cada uno.

1. Préstamos federales directos

Los Préstamos federales directos son el principal método del gobierno de los Estados Unidos para ayudar a los estudiantes universitarios a financiar su educación. Estos préstamos son de dos tipos: subsidiados y no subsidiados. Las diferencias entre los tipos de préstamo pueden afectar significativamente tu futuro financiero.

Préstamos directos con subsidio

Los estudiantes universitarios con necesidad financiera reúnen los requisitos para Préstamos directos subsidiarios. Mientras permanezcas inscrito como estudiante a tiempo completo o parcial, el gobierno federal paga tu interés. De esta forma, el gobierno subsidia el costo de tu educación mientras obtienes tu título.

Después de la graduación, tendrás un período de gracia de seis meses hasta que el préstamo comience a incurrir en intereses adicionales que debes pagar junto con el capital. Ten en cuenta que, dependiendo de tu situación financiera, puedes reunir los requisitos para aplazamiento o indulgencia de pago.

Préstamos directos sin subsidio

Dos grupos de estudiantes reúnen los requisitos para préstamos directos sin subsidio: estudiantes de pregrado y posgrado con o sin necesidad financiera. A diferencia del caso de los Préstamos subsidiados directos, el gobierno no hace pagos de intereses en tu nombre.

Durante tu período en la escuela, puedes, pero no estás obligado a hacerlo, hacer pagos, lo que podría ahorrarte miles de dólares después de graduarte. Al igual que con los Préstamos subsidiados, tu escuela determina la cantidad total de Préstamos no subsidiados a los que puedes acceder cada año.


2. Préstamos directos PLUS

Los préstamos PLUS, también llamados Préstamos PLUS para padres y Préstamos PLUS para graduados, están dirigidos a las siguientes personas:

Los solicitantes no pueden tener un puntaje de crédito bajo, aunque el gobierno federal ocasionalmente hace excepciones si un solicitante proporciona documentación adicional.

El importe máximo del préstamo PLUS al que puedes acceder es el costo de asistencia (que depende de la escuela) menos cualquier otra ayuda financiera que hayas recibido. Los préstamos PLUS también tienen una tasa de interés fija, lo que puede ser un gran beneficio en comparación con muchos préstamos privados para estudiantes.


3. Préstamos de consolidación directa

No importa qué tipo de préstamo estudiantil federal hayas seleccionado, debes solicitar un nuevo préstamo cada año. Así que, para cuando te hayas graduado de la universidad, puede que tengas múltiples préstamos que se diferencien en sus montos y sus tasas de interés.

El gobierno federal brinda consolidación de préstamos sin costo para los estudiantes. Después de consolidar tus préstamos, solo realizas un pago mensual. A la mayoría de los estudiantes les lleva menos de una hora llenar una solicitud de consolidación de préstamos en en línea.


4. Préstamos privados para estudiantes

Si necesitas financiamiento adicional después de tomar préstamos federales, puedes considerar tomar uno o más préstamos privados para la universidad.

Los principales bancos ofrecen préstamos privados a estudiantes de pregrado y posgrado. Los padres que toman un préstamo directamente o son codeudores de un préstamo para un hijo también pueden recurrir a préstamos universitarios privados. Los prestamistas privados pueden solicitar un codeudor para cumplir con los requisitos de préstamo de esa institución.


5. Préstamos para profesiones de la salud

Si el título que escogiste te prepara para una carrera en salud, puedes optar por un préstamo federal para profesiones de la salud. Los estudiantes pueden retirar tanto dinero como necesiten para su carrera universitaria. Los cuatro tipos de préstamos son los siguientes, cada uno de los cuales les sirve a estudiantes en diferentes campos de salud:

Estos préstamos de salud cuentan con tasas de interés fijas y competitivas que tienden a ser más bajas que las tasas que ofrecen los prestamistas privados. Sin embargo, los exalumnos con estos préstamos no pueden cancelarlos a través de un programa federal de condonación de préstamos.

Cómo solicitar préstamos estudiantiles: Guía de 4 pasos

Para solicitar un préstamo estudiantil, sigue los pasos que se indican a continuación. Ten en cuenta que lo mejor es priorizar los préstamos federales. En general, solo debes tomar préstamos privados para estudiantes una vez que hayas agotado todas las subvenciones, becas, y opciones federales de préstamo.

Paso 1: Comprueba tu elegibilidad para ayuda federal

Debes cumplir con varios requisitos antes de solicitar un préstamo estudiantil federal o privado. Algunos de los criterios de elegibilidad más importantes son los siguientes:

  • Ser un ciudadano estadounidense o un no ciudadano elegible
  • Tener un número de Seguro Social válido
  • Tener un diploma de escuela secundaria o equivalente, como un certificado GED
  • Estar inscrito o haber sido aceptado en un programa certificado o título reconocido
  • Tener un progreso académico satisfactorio.

Las calificaciones para préstamos estudiantiles aplican no solo a ti sino también a la escuela que escojas. El instituto terciario o universidad al que asistes debe estar acreditado por una agencia de acreditación reconocida.

Paso 2: Envía la FAFSA

El siguiente paso es presentar la FAFSA el 1º de octubre o tan pronto como sea posible después de su apertura, a todas las escuelas a las que estás solicitando el ingreso. Si eres un estudiante dependiente (es decir, no cumples con los criterios de un estudiante independiente), debes reportar tu información y la de tus padres o tutores en la FAFSA.

Si eres elegible, puedes recibir subsidios federales, estudio y trabajo federal, y/o préstamos estudiantiles completando la FAFSA. Normalmente, el monto que recibas dependerá de tu necesidad financiera.

Paso 3: Verifica tus ofertas de ayuda financiera

Luego de presentar la FAFSA, recibirás un reporte de ayuda para estudiantes, que te dice cuánto y para qué tipo de ayuda federal eres elegible. Además, deberías comenzar a recibir cartas de otorgamiento de ayuda financiera de las escuelas en las que ha sido aceptado en la primavera.

Tómate tu tiempo para comparar tus ofertas de ayuda financiera antes de decidir en qué universidad estudiar. Una vez lo hayas hecho, puedes calcular si necesitas préstamos privados para cubrir cualquier costo restante para la universidad.

Paso 4: Decide si deseas solicitar préstamos privados

Si encuentras que necesitas más dinero que lo que tu escuela y la FAFSA determinaron para tus gastos universitarios, es posible que desees considerar la posibilidad de tomar préstamos privados para estudiantes.

Empieza por buscar opciones de préstamos estudiantiles privados de varias instituciones financieras y sus tasas de interés. Recuerda que estos préstamos suelen tener tasas de interés más altas que los préstamos federales. También deberás tener un buen historial crediticio y, muy probablemente, un codeudor

La oficina de ayuda financiera de tu escuela puede ofrecer algunos consejos sobre los mejores préstamos privados y proveedores.

¿Cómo funciona el pago de préstamos estudiantiles?

Una de las principales diferencias entre los préstamos estudiantiles privados y federales implica planes de pago.

Con los préstamos federales, no necesitas hacer ningún pago mientras permanezcas inscrito como mínimo a tiempo parcial. Después de la graduación (y de cualquier período de gracia), se espera que se hagan pagos regulares.

A diferencia de los préstamos estudiantiles federales, la mayoría de los préstamos privados requieren pagos de intereses antes de que te gradues. Mientras que los préstamos privados para estudiantes no pueden ser consolidados en un préstamo directo de consolidación, sí pueden ser refinanciados. Por consiguiente, puede que tengas que hacer pagos del préstamo por separados cada mes.

Consulta con tu prestamista para obtener más información sobre tus opciones de refinanciamiento y consolidación de préstamos.

Si tomaste cualquier préstamo privado con tasas de interés variables, es de esperar que tus tasas de interés aumenten en algún momento.

¿Qué es el aplazamiento y la indulgencia del préstamo estudiantil?

El aplazamiento y la indulgencia del préstamo estudiantil se refieren al alivio temporal del préstamo, un período durante el cual un prestamista no espera que realices ningún pago de tu préstamo estudiantil.

En la mayoría de los casos, los intereses se acumularán durante su período de aplazamiento o indulgencia (excepto en el caso de ciertas indulgencias, como la ofrecida como resultado de la pandemia de COVID-19). Esto significa que tu saldo aumentará y pagarás más a lo largo del plazo de tu préstamo.

Puedes calificar para indulgencia o aplazamiento del préstamo estudiantil si pierdes tu empleo o experimentas un contratiempo financiero temporal. Para aplicar, es posible que necesites llenar una o más solicitudes, especialmente si tienes varios préstamos privados.

Los factores económicos también pueden incitar a los prestamistas a ofrecer alivio de préstamos estudiantiles. Por ejemplo, en respuesta a la pandemia de COVID-19, el Departamento de Educación de los Estados Unidos hizo que los pagos de préstamos estudiantiles federales fueran opcionales..

¿Qué es la condonación de préstamos estudiantiles?

Una gran ventaja de los préstamos federales para estudiantes es su reglamento con respecto a la condonación, descargo y cancelación. Los tres términos se refieren a que ya no se requiere que hagas pagos en tus préstamos estudiantiles.

Puedes calificar para la condonación o cancelación de préstamos estudiantiles si pierdes tu empleo o encuentras uno en un campo aprobado, como educación y/o en un sector sin fines de lucro. El descargo ocurre si quedas permanentemente discapacitado y no puedes trabajar.

Los padres que solicitan un préstamo PLUS también pueden calificar para la condonación de préstamos estudiantiles si la escuela de su hijo cierra o si su hijo queda permanentemente discapacitado. Además, puedes cancelar algunos préstamos federales declarándote en bancarrota.

Si crees que podrías calificar para la condonación, descarga o cancelación de préstamos estudiantiles, pregúntale a tu proveedor de préstamos cómo solicitarlo. Dependiendo de tu préstamo, es posible que debas continuar haciendo pagos mientras el gobierno revisa la solicitud.

Explore Resources

Preguntas más frecuentes sobre los préstamos universitarios

¿Cuánto dinero puedes obtener de los préstamos estudiantiles?

La cantidad de dinero que puedes obtener de los préstamos universitarios depende de varios factores, incluido tu prestamista y tu elegibilidad financiera. Dependiendo de en qué año de la universidad estén, los estudiantes de pregrado pueden pedir prestado $5500-$12500 en préstamos directos subsidiados y no subsidiados cada año.

Los préstamos privados a menudo te permiten pedir prestado más dinero, pero tienen estándares de préstamo más estrictos, como requerir una verificación de crédito y un codeudor.

¿Cómo se pagan los préstamos estudiantiles?

Los préstamos estudiantiles federales se en destinan en primer lugar a la matrícula y las tasas, seguido por alejamiento y comida (si vives en el campus). Luego, cualquier dinero restante del préstamo se deposita directamente en tu cuenta bancaria para ser usado para otros gastos, como libros de textos y transporte.

La mayoría de las escuelas desembolsan dinero de subvenciones y préstamos dos veces por año académico, o una vez por semestre.

¿Para qué puedes usar el dinero de tu préstamo estudiantil?

Mientras que los préstamos estudiantiles sirven principalmente para pagar tu matrícula y cuotas, también puedes usarlo para pagar los gastos asociados con la universidad. Los gastos permitidos para los préstamos estudiantiles incluyen transporte, gastos personales, alojamiento y pensión, honorarios de licencia profesional y costos de programas de estudios en el extranjero.

El Departamento de Educación impone algunas restricciones sobre cómo deben gastarse los préstamos estudiantiles. Como regla general, los préstamos estudiantiles deben usarse para gastos educativos. Los costos del instituto terciario o instituto profesional pueden variar significativamente ; por lo tanto, los estudiantes deben estar seguros de investigar todas las escuelas que pueden satisfacer sus necesidades académicas y financieras.

¿Cuál es el pago promedio mensual del préstamo estudiantil?

Según EducationData.org, el pago promedio de un préstamo estudiantil es de $393 por mes. Dicho esto, no todas las personas con préstamos estudiantiles están obligadas a realizar pagos debido al aplazamiento y otras opciones de pago.

EducationData.org también señala que el prestatario estadounidense promedio pasa alrededor de dos décadas pagando préstamos estudiantiles. Las tasas de interés pueden hacer que el reembolso de los préstamos estudiantiles sea difícil y requiera mucho tiempo. Las investigaciones han demostrado que los intereses representan hasta dos tercios del costo total promedio de pago que realiza el prestatario de préstamos estudiantiles.

¿Cómo determinan los prestamistas privados cuánto dinero recibes?

Los prestamistas privados varían en el monto de ayuda que pueden brindar a los estudiantes universitarios, aunque la mayoría ofrece ayuda para cubrir el costo total de tu educación deduciendo otra ayuda que recibas, como becas y préstamos federales.

Algunos prestamistas privados pueden proporcionar hasta $500000 para cubrir el costo total de asistencia certificado por la escuela. Tu elegibilidad para la ayuda privada se determina normalmente de manera similar a un préstamo convencional, teniendo en cuenta tu puntaje de crédito y otros datos financieros.

AVISO LEGAL: La información que se ofrece en este sitio web no constituye, ni tiene la intención de ser, un asesoramiento financiero profesional; en cambio, toda la información, contenido y materiales disponibles en este sitio son solo para fines informativos generales. Los lectores de este sitio web deben ponerse en contacto con un asesor profesional antes de tomar decisiones sobre cuestiones financieras.